Así ve una brasileña la ciudad de Zaragoza - Enjoy Zaragoza
close

Así ve una brasileña la ciudad de Zaragoza: entrevistamos a Silvia Thais

Captura de pantalla 2022-03-18 a las 18.41.09

Nuestro tercer entrevistado es Silvia Thais, enfermera, que vive en la capital aragonesa desde hace más de cinco años

Silvia Thais, de origen brasileño,  no dudó dos veces el mudarse a Zaragoza cuando surgió la posibilidad. Conocía de antemano la capital aragonesa ya que su tía vive en la ciudad desde hace más de treinta años. Después de vivir en São Paulo​ está fascinada con la tranquilidad, seguridad y vida social que tiene Zaragoza.

Sección de la mano de Extranjería 24h, despacho de Abogados especializado en inmigración en Zaragoza

Es cierto eso que dicen de que las ciudades hay que contemplarlas desde los ojos de los turistas, y esa es la idea que queremos transmitir en esta sección. En vez de turistas, hemos entrevistado a extranjeros que han vivido en algunas de las más importantes ciudades del mundo como Nueva York, Montreal o Miami, pero que por circunstancias de la vida han elegido Zaragoza ya sea para trabajar, estudiar o formar una familia.

“La Virgen del Pilar y su Basílica son muy conocidos en Brasil”

Podría ponernos un poco en contexto, ¿por qué Zaragoza?

Zaragoza era una ciudad conocida en mis círculos porque  mi tía vive en aquí desde hace más de 30 años. Salió la oportunidad de venir y no me lo pensé dos veces. 

Además, la Virgen del Pilar y su Basílica son muy conocidos en Brasil. Allí, tenemos como Patrona a la Señora de la Concepción Aparecida, también cuenta con una Basílica, su fiesta también es el 12 de octubre y su historia guarda cierta similitud con la historia de la Virgen del Pilar. 

En sus primeros días en la capital aragonesa, ¿con qué dificultades y oportunidades se encontró? 

Personalmente, la mayor dificultad fue integrarme laboralmente, pero la gente de aquí es muy abierta y al ser una ciudad pequeña (São Paulo​ tiene más de 12 millones de habitantes) no me resultó muy complicado integrarme socialmente. 

Respecto a las oportunidades, la seguridad de la ciudad es incomparable y las diferentes opciones que existen para continuar mi formación fueron simplemente geniales. 

Usted hablaba un poco de español de antes de mudarse a Zaragoza, ¿le resultó difícil adaptarse? 

Nunca antes había estudiado el idioma, pero al ser muy parecido, en apenas dos meses podía defenderme sin problema. Posteriormente, me apunté a cursos para mejorar mi escritura, lo que considero sin duda la parte más complicada. Pero en general, me ha resultado muy fácil adaptarme al castellano. 

“Me encanta la cultura de irse de terraceo, quedar a tomar algo, ir de bar en bar o, simplemente, quedar para tomarse un café. En general la vida social zaragozana es genial”

¿Podría indicarme algunas diferencias culturales que le llamaron la atención? 

La verdad que me llamó la atención el tema de los horarios de las comidas, muy tardíos para lo que estaba acostumbrada y con un cierre al mediodía, que no se ve en São Paulo​. 

Eso sí, me encanta el cambio y también la cultura de irse de terraceo, quedar a tomar algo, ir de bar en bar o, simplemente, quedar para tomarse un café. En general la vida social zaragozana es genial. En Brasil estaba más acostumbrada a quedar en domicilios particulares y el contraste y opciones de ir cada día a un sitio es muy guay, potencia las opciones de conocer gente y lugares. 

Una cosa que me llama mucho la atención es que en verano la gente desaparece de Zaragoza y se van a sus pueblos.

¿El día a día en Zaragoza supuso muchos cambio en su estilo de vida?

El cambio ha sido muy grande, pero para bien. Sobre todo, en lo que respecta a un ritmo de vida más equilibrado, con las comidas mas espaciadas y relajadas. 

Otro aspecto de Zaragoza que me gusta mucho de Zaragoza es que no necesito el coche para desplazarme. Suelo moverme caminando o en tranvía y las distancias son muy asumibles y agradables. São Paulo​ es otro rollo.

¿Qué es lo que más le llamó la atención de Zaragoza después de haber vivido en São Paulo​? 

Lo que más me llamó la atención respecto de São Paulo​ es la tranquilidad, la seguridad y la confianza que me da Zaragoza para desarrollar un día a día normal. Una súper metrópoli no tiene nada que ver, aquí puedo salir de casa sin preocupaciones y con confianza. Es algo que se valora cuando has tenido las dos circunstancias y realmente el cambio es espectacular. 

“El sistema es muy inclusivo y diverso. Mi hijo tiene compañeros de diferentes nacionalidades y desde siempre se ha sentido como uno más. Nada de discriminación o racismo. Estoy muy contenta con esto.”

Tiene 1 niño de 11 años, ¿el sistema educativo de los colegios zaragozanos le parece inclusivo?

El sistema educativo de Zaragoza me encanta. Desde los horarios, que son más completos que en Brasil, hasta la calidad de la educación que no tiene nada que ver. Aquí le enseñan idiomas y en Brasil todavía no se incluye ni el inglés en el programa. 

Además, el sistema es muy inclusivo y diverso. Mi hijo tiene compañeros de diferentes nacionalidades y desde siempre se ha sentido como uno más. Nada de discriminación o racismo. Estoy muy contenta con esto. 

Piense en su ciudad natal, comparando en la medida de lo posible, ¿en qué cree que podría mejorar la ciudad de Zaragoza? Y al contrario, ¿qué tiene Zaragoza que se llevaría a su ciudad de origen?

¿Un aspecto a mejorar?… “Más samba y caipiriña” (ríe). Fuera bromas, un punto a mejorar sería el clima, es un clima duro y, en ocasiones, se echa de menos una climatología más favorable. En los aspectos más realistas y tangibles, quizás un aeropuerto internacional parecido al de São Paulo​, aunque Zaragoza está muy bien comunicada, más vuelos internacionales serían geniales. 

Y Sin ninguna duda, un aspecto que exportaría sería la seguridad y tranquilidad de esta sociedad. El modelo educativo y la cultura social de los bares.

¿Ha encontrado algún rincón de la ciudad que le haga “sentir como en casa”?

Me encanta la Plaza del Pilar y sus alrededores, incluyendo la ribera del Ebro. Nada mejor para descansar y desconectar que un paseo por allí, eso me hace sentir totalmente en casa. 

Mi cafetería favorita es la Bendita para tomar algo con los amigos. Su terraza con el buen tiempo es increíble. Como restaurante para cenar, me gusta mucho El Fuelle en la Calle Mayor. Su decoración típica aragonesa con elementos de esta tierra me encanta.

Si no es mucha indiscreción, ¿cómo ve su futuro en Zaragoza a día de hoy?

Mi idea es quedarme en Zaragoza a largo plazo. Además de trabajar, estoy completando mi formación en Enfermería y no tengo fecha de vuelta a Brasil. Me gustaría desarrollarme personal y profesionalmente en esta magnífica ciudad que tan bien me ha acogido. 

CONOCE TODOS LOS PROTAGONISTAS DE LA SECCIÓN ASÍ VE UN EXTRANJERO ZARAGOZA AQUÍ

Leave a Response

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.